sábado, 23 de diciembre de 2017

FELIZ NAVIDAD PARA TODOS

¡EL NACIMIENTO DE JESUCRISTO 
NOS UNE A TODOS!
LA NAVIDAD ES PARA DISFRUTARLA EN FAMILIA
Resultado de imagen para niño jesus en el pesebre
Pocos alrededor de la mesa navideña... muchos... en pareja... en soledad... todo depende de las circunstancias del momento.
Con una cena abundante... con poco... con nada... ¡Sólo con el deseo de confraternizar desde el espíritu un sentimiento religioso, cristiano, porque la celebración en sencillamente eso: Celebrar la llegada de Cristo a la tierra, hecho hombre!!!
Y no decimos que el fenómeno sea algo sencillo...
Es algo trascendental para la humanidad, es el símbolo de vida para los creyentes, es razón de creencias en aquello que hay en el más allá, luego de nuestra partida.
Para algunos - agnósticos por ejemplo - todo es falso: no hay nada de nada en el después.
Para los monoteístas tenemos la firme convicción de que habrá otra vida.

Pero esta fecha, más allá de las consideraciones nuestras y de las especulaciones de otros, es un hermoso motivo para rememorar en familia ese acontecimiento: el nacimiento de un Niño que se transformó en el profeta que trajo los más claros mensajes para todos y en el Hombre que ofrendó su vida para asegurar con su resurrección un regreso que habrá de producirse cuando el gran arquitecto universal lo decida.


Y con el nacimiento de ese Niño, aprovechemos para rememorar lo que ha venido ocurriendo en nuestras propias familias, con la llegada de cada uno de nosotros, con las angustias del parto, con la alegría de las primeras sonrisas, con la esperanza de realizaciones que en algunos casos se dan y en otros no, pero que dejan en nuestras mentes gravadas para siempre esas primeras sensaciones de felicidad y celebración de fiestas  como la Navidad, aun con esa ilusión pagana de los regalos.

¡Esa larga espera de la nochebuena!!!... ¡Esa incertidumbre si el Niño nos tendría en cuenta!!!... ¡Esas dudas si nos habríamos portado bien como para merecer la consideración de un regalo, por más sencillo y humilde que fuese!!!

Los que supimos de navidades a secas, sin regalos y sin festejos, fraguamos igual en nuestros corazones la convicción sincera de que no se podía - de que al Niño no le alcanzaban los regalos para nosotros -  de que no había posibilidades para una mesa bien servida como tampoco había cómo contar con los buenos regalos que recibían los otros niños de la zona y crecimos así... jugando con carreteles de hilo, con latitas de sardinas y sus ruedas con tapas de cerveza, con 'marlos' y con huesos... ¿Y qué???

¡Aquí estamos con las mismas ilusiones de siempre, con la esperanza de felicidad en familia, que es lo única fundamental en nuestras vidas!!!
¡Con poco o con mucho sobre la mesa de Nochebuena brindemos felices para celebrar el nacimiento del Niño y para desearnos paz y felicidad para todos!!!