sábado, 2 de julio de 2016

SAN BENITO ESTÁ DE MODA...PINTÉMOSLO DE VERDE

SE IMPLANTARÁN DOS MIL ÁRBOLES 
EN CINCO AÑOS
Tiene dictamen de mayoría el proyecto presentado por Marcelo González y Alcira Lauck, de Encuentro por San Benito - Frente Renovador. Posiblemente en la Próxima Sesión Ordinaria de H. Concejo Deliberante de nuestra ciudad se transformará en Ordenanza.
Entre sus particularidades, dicha ordenanza determinará el rescate de árboles históricos que aun tienen vida en nuestra jurisdicción.
Una de esas especies es la de "ombú"... el "imboú" de los indios guaraníes.
Se puede apreciar en este antiguo plano, que data de 1875, la figura de dos árboles de "ombú" ubicados en nuestra planta urbana actual. Para ubicarse en este viejo plano, la línea roja horizontal, al margen oriental de Las Tunas corre donde en la actualidad es Boulevard Basavilbaso y el esquinero donde la línea baja retrocediendo es la esquina con Avenida San Martín, delimitando hacia el suroeste las propiedades de don Marcos Pando (padre del maestro José Simeón Pando, con descendencia en la actualidad en esta región).
Donde dice "vestigios de población de Castillo", es la esquina de Bvard. Crespo y San Martín, donde estuvo el casco de la estancia de Vicente del Castillo; allí está la figura de uno de los ombúes que todavía tiene vida con un retoño; el otro retoño se puede ver también en el plano en línea con Bvard. Basavilbaso (esquina Marizza), donde en la actualidad es la casa de "Poly" Franco.
La circunferencia en verde claro indican el lugar donde se desarrolló la Batalla de Las Tunas el 24 de junio de 1820.
En la antigüedad, los ombúes se utilizaban como mojones para identificar esquineros de mensuras de campos. Los criollos tenían preferencia por los ombúes para descansar ya que por entonces no había 'repelente' ni 'espirales Fuyí'... bajo la agradable frondosidad de los ombúes no había inconvenientes ya que su sabia es tóxica para los insectos, por lo tanto ni se arriman a dichos árboles.

Cada comarca en la Tierra
tiene un rasgo prominente
el Brasil, su sol ardiente;
minas de plata, el Perú;
Montevideo, su cerro;
Buenos Aires –patria hermosa–,
tiene su pampa grandiosa;
la pampa tiene el ombú!