viernes, 11 de diciembre de 2015

SE HIZO UNA CONVOCATORIA ILEGAL A LOS CONCEJALES

UNA CONCEJAL - NO SABEMOS TODAVÍA A TÍTULO DE QUÉ - CONVOCÓ A TODOS LOS INTEGRANTES DEL HONORABLE CONCEJO DELIBERANTE PARA ESTAR PRESENTES EN UN ACTO QUE CORRESPONDÍA AL DEPARTAMENTO EJECUTIVO MUNICIPAL
No sabemos por qué razón y con qué sustento legal fueron utilizados anoche todos los concejales de nuestra ciudad, ya juramentados, para movilizarse al Palacio Municipal a las 21:30 horas.
LA CONCEJAL DE UNIÓN POPULAR SONIA HERLEIN SE TOMÓ ATRIBUCIONES QUE SON DE EXCLUSIVA COMPETENCIA DEL SECRETARIO DEL HONORABLE CONCEJO DELIBERANTE
La convocatoria realizada a última hora de la tarde de ayer a todos los concejales de nuestra ciudad fue ilegal y con usurpación de funciones que nunca más deben suceder, porque puede derivar en un escándalo de proporciones mayúsculas.
El procedimiento para citar a los Concejales está estipulado por el Reglamento Interno vigente y se debe observar correctamente ... siempre... 
No entendemos la razón por la cual la concejal Herlein se tomó atribuciones que no le competen y "usó" a sus pares para participar de actividades que no son de su competencia o que no están previstas en legislación alguna.
Se está redactando un formal pedido de explicación a la mencionada concejal por parte de Encuentro por San Benito que será enviado para su tratamiento en el plenario deliberativo de nuestra ciudad.
Lo que ha ocurrido anoche es de una gravedad institucional que ponemos de relieve ya que no existió razón con sustento legal alguna para exponerlos en hechos lamentables que sucedieron y que - por estar presentes allí - fueron expuestos de manera irresponsable.

Si la militancia se quería sumar al cambio no es tema de discusión, por más que a nuestro entender no hacía falta nadie más que el intendente, su secretario y la escribana para recibir una caja con resoluciones y decretos.
Insistimos: el acto no era oficial, no estaba previsto protocolarmente.
Mucho menos pudo entenderse que se trataba de una "auditoría", como parecía ser leyendo papel por papel... ¡Algo payasesco! y propio de la ignorancia en materia de administración pública.